Embalse de San Andrés de los Tacones - Aboño (Asturias)

"Un accesible y verde rincón de pesca"

A un paso de Gijón encontramos este tranquilo embalse que, construido inicialmente para un uso industrial en los años 60 sobre el río Aboño, ejerce de polo de biodiversidad en un entorno verde muy accesible. Sus 60 hectáreas de superficie, que almacenan 4 hm3 de agua, son el hábitat de un gran número de aves y crean una rivera que atrae a pequeños mamíferos como zorros y nutrias.


Las buenas comunicaciones y la amabilidad de sus orillas hacen de este embalse un lugar especialmente recomendado para acudir con niños o para personas de movilidad reducida. Quizás por ello fue elegido como escenario para establecer un coto intensivo de trucha, la gran protagonista. Otras especies, como carpines y las casi residuales anguilas, están presentes pero carecen del interés deportivo del salmónido.


La suelta periódica de truchas comunes y, especialmente, arco-iris ha servido durante años para mantener una población piscícola suficiente como para atraer a un gran grupo de aficionados con limitaciones de acceso a otros lugares o bien por su búsqueda de una diversión sin necesidad de grandes complicaciones técnicas.

Que las truchas sean en su mayoría provenientes de un a piscifactoría hace que los días siguientes a su suelta, estas están concentradas y confiadas, siendo su pesca relativamente sencilla. Sin embargo, cada año un grupo de truchas sobrevive a las primeras semanas y se adapta a las condiciones del embalse. Algunas de ellas pueden llegar a alcanzar tamaños enormes, gracias a la falta de otros depredadores en el embalse y a la facilidad de acceso al numeroso alimento (como por ejemplo una buena población de cangrejo rojo). Estas sí que son un reto mayor para el aficionado.


Por otro lado, puntualmente, además de las truchas soltadas de tamaño pequeño-mediano, se realiza una suelta de truchas de gran tamaño, las reproductoras de la piscifactoría. Por mucho que se considere un pez semi-doméstico, una lucha con una trucha de dos o tres kilos es suficiente aliciente como para hacer una parada en este bonito rincón gijonés.

Tipo: Agua dulce - Embalse

Pueblo / Ciudad: San Andrés de los Tacones, Gijón (Asturias)

Link a google maps: https://goo.gl/maps/iSEEGMmkEUz



Especies Pescables:
      •    Trucha Arco-iris
      •    Trucha Común
      •    Carpín
      •    Anguila

Técnicas y cebos principales:
      •    Truchas a cucharilla, crankbait y mosca.

Información útil:
Al embalse se puede acceder a través de la AS-II y tomar la salida 17 hacia AS-266, en dirección AS-363/Veranes/Tremañes/Pinzales por la GI-4. En Rebollada se toma un desvío a la izquierda que en 2 km nos deja en el embalse.
Otra opción es acceder por la AS-326 y después por la GI-4.

Comparte


Artículos relacionados